Susana Reyes: “Dejá. Dejá todas las historias”

Dejá…

Susana Reyes

I.I

Dejá. Dejá todos los ruidos fuera
Vení desde las horas perdidas e instalate en esta noche de luna y diamantes.
Dejá. Dejá todas las historias
los ríos, el mar y las aguas de mi cuerpo arrastran las lágrimas
Dejá que el dolor entre en la elipsis de los días que trato de apurar inútilmente.
Dejá tus manos descender por este cuerpo por estos sueños que dibujo cada madrugada
Dejá, dejá todo que este corazón te espere al final del tiempo.

I.II

Dejá que se levante el día
Vos y yo sigamos en el tiempo del abrazo
de la suave brisa de tu cuerpo
dando vueltas en la habitación

Dejá a la mañana con su música de pájaros y carros
Ella sabe desmadejarse bien tras la ventana

Dejá tu mano en el cuenco de mi cuerpo
en la noche que se niega a desaparecer en mi cabello
en el centro de este miedo que me invade.

Yo, apenas luz rompiendo en el horizonte,
estallo como la mañana con pájaros y motores
Y vos con tus manos recibes la luz
la algarabía de la ciudad que me habita

Un sueño te construye cada noche

Susana Reyes

Odio al ave que come de mi entraña al hombre que construyo en ese sueño y es feliz.

En la vigilia vago por los caminos recogiendo los trozos desperdigados de ese Sísifo.
Lo reconstruyo y lo entronizo en la cima de un paisaje que se niega a ver.

De noche vuelvo rabiosa al recuerdo de ese sueño y junto las piezas de la madrugada…
pero ya no pertenecemos a ese sueño y vos, indolente, me observás al borde de mi vigilia.

Quién eras: ¿el sueño, la vigilia, la empinada cuesta desde donde me despeño cada noche?…

Cae una palabra, un beso se extravía en otra boca

Susana Reyes

Un camino se detiene en su propio borde
donde dos se encuentran y se atan con una cuerda de distancia
Como el horizonte, se tienden cómplices del infinito
entonces se respiran desde el ritmo febril de los abrazos.
entonces se descubren de papel y viento
y no existen más que en los recuerdos de un camino al atardecer
de un viaje sin retorno que se apura en olvidar
un beso es dado en otras bocas.

Susana Reyes
Profesora y licenciada en Letras por la Universidad Centroamericana José Simeón Cañas UCA. Ha publicado: Los solitarios amamos las ciudades, Postales urbanas y vitrales e Historia de los espejos.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s