El Agorero (Cuento en varios actos). Magdiel Midence.

Magdiel Midence

Todo comenzó en una era muy lejana, tan lejana que nadie la recuerda. Ese día, el día que nació El brujo Teno. La tierra estaba girando en sentido vertical y de izquierda a derecha, la gente caminaba de cabeza y para atrás, a la hora 00: 00 con 01 segundo, nació nuestro personaje y al nomás nacer cayó boca abajo, pues un segundo después el mundo regresó a la normalidad.

Lastenio, como lo habrían llamado sus padres, nació a la edad de 45 minutos, este retraso o adelanto (según la perspectiva desde la que se mire) fue muy importante en su vida, además de que nació casi asfixiado y muy maduro para su edad…

Al salir de las entrañas de su madre ya traía un mostacho estilo francés, una cicatriz en la cara que parecía un zíper, un puñal y un crucifijo en la mano derecha, pero sobretodo, chillaba en alemán y su primer palabra mientras clavaba el cuchillo en el suelo fue “Scheiße”, y claro, tenía razón el pobre, si “ni había terminado de nacer cuando cayó al piso” y siempre que lo veían los doctores, la partera o su padre, decían: “qué cerotazo”. Y el pobre aunque no entendía español se tocaba el rostro.

Al crecer, era temeroso de Dios, pero no entendía porque por las noches siempre se le aparecía un hombrecito con cabeza de cabra desnutrida, cuerpo de ser humano (con cuarenta días de ayuno), con una cola que tenía un dedo al final y le hurgaba las orejas con él. Cada noche este ser le hablaba al oído cosas sucias, tan sucias que no se pueden mencionar en esta terrible y grotesca historia de odio, de razón y de vida.

Pequeño y muy feo
Teno, se veía muy velludo y su voz era muy ronca para tener diez años, aunque era de muy baja estatura para tener once, eso lo hacía parecer un enano o un gnomo y gastaba más hojas de afeitar que su padre. Juraba que los rusos le habían insertado un microchip para hacerlo parecer un Gremlin. Sus padres nunca le celebraron un cumpleaños, ya que nació entre el 28 y 29 de febrero pero el mundo estaba en reversa y girando verticalmente, así que nadie sabe con exactitud qué día nació.

Durante el verano en el que cumplía sus 11 años, sintió el llamado oscuro de la brujería, le habían regalado una Santa Biblia, edición Reyna-Valera, en forro negro, y él escuchó en alguna historia de su pueblo que la biblia negra era del diablo. Decidió hacer un rito satánico con un gato azabache. Buscó y buscó y lo único que pudo conseguir era un gato barcino, propiedad de doña Petrona (La vieja puta que les echaba aceite hirviente a los perros callejeros, porque según ella se iban a cagar frente a la pollera).

Esperó a la 1:17 AM, con la intención de matar el gato y sacarle la sangre para hacer un círculo con ella, luego abrir su biblia negra y leer los rituales ocultos que abrigaba, hizo lo que pudo con el gato, pero seguramente el endemoniado era el pobre felino, puesto que nuestro estelar tuvo que estar dos días en cama, los aruñones parecían el arrollamiento de un camión sobre su cuerpo malnutrido.

Cinco años más tarde…
Un 31 de diciembre su novia, “la diabla”, una hermosa chica del sur del país, lo invitó a comer chicharrones donde su abuela, pero le advirtió que la señora “tenía sus secretos” y que tuviera cuidado con andar tocándole el dulce frente a ella, pues era muy conservadora y lo podría convertir en “guachinango” -sabe Dios qué es eso, pero infunde miedo –pensó-.

Doña Pastulia, le ofreció un cafecito, él sin pensarlo o discutirlo con su novia y su ascendencia cafetalera dijo que sí. Luego de tomar aquel café infernal, Teno, empezó a ver el futuro; canal 7 trasmitía por enésima vez Bac tu de Fiutur(Volver al Futuro).

Al llegar la hora de los chicharrones, se sentía un olor a azufre por toda la casa, mezclado con un olor a puro de tabaco del más barato, el hombrecito (así lo llamaba su novia), se sentía orgulloso de aquellos chicharrones que la suegra del suegro le había preparado, probablemente con mucho amor. La señora en tono picaresco le dijo: “los adobé en agua de calzón” y la diabla no paró de reírse por un buen rato.

Teno empezó a hablar en lenguas; era políglota. “Bonjour” le dijo a la vieja.
Ay chigüín, me sonrojás -contestó ella-

Luego comenzó la cohetería, el cielo se pintó de tornasol, la abuelita bailaba la macarena frente al espejo. El muchacho sudaba helado (se creía máquina de “ice cream”). La diabla sacó un puñal, le estampó una cuchillada y otra y otra, hasta que se derramó un líquido rojo con un olor muy fuerte; el pastel era de frambuesa, la suegra de la chica lo había elaborado con amor para que ellos disfrutaran de su tarde en familia.

Pasaron los años y ese recuerdo nunca fue aludido por los labios de ninguno de los presentes (se me fue permitido ponderado lector, suplicarle a usted que tampoco comente con persona alguna sobre estos hechos).

Veinte años después

Teno, se casó con La Escopeta, prima-hermana de “La Diabla” (quien murió de parkinson a los veintidós años). Eran felices, hasta que Teno descubrió que Luisa (La escopeta), había sido picada por un cuentacacapuses, un animal endémico del sur del país y que produce la fiebre esfintercoloidal, un mal que provoca calores terriblesen el esfínter y en el colon (¿Colón?), entonces, La mujer del brujo tenía necesidad de frotarse sus partes afectadas con ungüentos refrescantes, pero el brujo era brujo no curandero y las farmacias del lugar habían sido canceladas por evasión de impuestos, por el mismo muchachote de nuestro cuento, del que olvidé mencionar: Era el alcalde de Teupacaome.

Nuca pudieron conseguir la mentolina y apenas pudo retregarse el colon y el esfínter con agüita fría en chupón amarrado a una vara de guayabín.

Después de seis años de tanto sufrimiento ella colgó los tenís, le había dado cáncer de tanto rascarse.

Moraleja: no abuse de la picazón para rascarse aunque sienta rico.

Teupacaome

Verano eterno, según las descripciones de los críticos internacionales de turismo. Situado en el extremo sur-oeste de Tapacloches, el país más desarrollado en la tierra media centroamericana; según me cuenta don Capriles, un bailarín exótico de un bar sin identidad de género, de la calle real de Ciudad llonquizaltenocles, capital de Tapacloches. Don Capri, es el único historiador vivo después de la dictadura de Pericles Johrnández (La Guasalona), primo-hermano de Pedro Ortiz (¿?).

Teno, nunca pudo ser un mago real como Gandalf o Merlin o el propio Jerome Muritos, doctor y personaje de la realeza en modo flashforward, del destino de Teupacaome. Pero cuenta la leyenda que una centuria después de su muerte por achicopalamiento tres meses después del deceso de La Escopeta, quién sabe en qué año, apareció una estatuilla en una de las comunidades que rodeaban el pueblo; la comunidad de Versucruz. Una figurita del propio Lastenio, vestido de virgencita (quién iba a decir que era travestido el condenado), la llamaron: “la Virgen de los tacuacines”.

Esta virgen tenía o tiene el talento de hacer girar el planeta según la posición en que le ponga, si se le coloca cabeza abajo es capaz de hacer que la tierra gire en sentido contrario y de esta manera retroceder el tiempo para que el adorador pueda limpiar sus cagadas (sentido figurado del vocabulario tapaclochino), si se le coloca en sentido horizontal o sea acostado tiene la capacidad de parar el tiempo, pero si se le pone de acostado boca abajo se pone de pie y comienza a bailar la macarena, mientras se oye un coheterío.

De esta manera pudo cumplir su propósito esóterico. Al día de hoy dicen que si uno se pierde cerca de la localidad de Versucruz, se le puede encontrar a media noche a orillas de la carretera bailando “La Macarena”.

Magdiel Midence.
Nació en Tegucigalpa, Honduras en 1984.
Ha publicado: Autorretrato de un Payaso adolescente, 2010 (Honduras),Duermevela Backstage, 2012 (Honduras), El enjambre en mi cabeza, 2013 (Puerto Rico)
Traducción al francés de los poemas de Susana Reyes, 2014. (El salvador).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s